miércoles, 19 de diciembre de 2012

Bizcocho de limón de Eli

Desde 2006, IBM publica por estas fechas predicciones para dentro de 5 años, the IBM 5 in 5. Este año se centran en los 5 sentidos y los sistemas de computación cognitiva (Cognitive Computing). Si desde hace un par de años podemos interactuar con la pantalla de nuestro móvil, IBM va varios pasos más allá y predice que, en 5 años, estos aparatos (o similares) podrán interpretar la información sensorial que recibimos los humanos. Vista, oído, olfato, tacto y gusto. ¿Y qué quiere decir esto exactamente? O, ¿cómo se podrá aplicar?

IBM plantea que dentro de 5 años ciertos dispositivos podrán mostrarnos diferentes texturas o permitirnos reconocer distintos materiales a partir de patrones de vibraciones, o que no sólo podremos visualizar una imagen en la pantalla sino que el dispositivo contará con un sistema capaz de interpretarla, por ejemplo, hallando patrones de colores de la piel que precedan a la aparición de un melanoma y reconociéndolos. Mejorar los sistemas de reconocimiento de sonido hasta el punto de conocer qué intenta transmitir un bebé o minimizar efectos de catástrofes naturales a partir de sensores de sonido que nos pondrían sobre aviso antes de lluvias torrenciales son otras de las predicciones que IBM realiza. ¿Y el gusto y el olfato? ¿Os imagináis poder enviar un sms o un whatsapp con el aroma de un delicioso bizcocho o la mezcla de sabores única de nuestra última receta? Bueno, no son exactamente estas ideas las que barajan, pero sí la existencia de sistemas computacionales capaces de descomponer los ingredientes de un plato en su estructura química, encontrando así qué es lo que percibimos realmente mediante el sabor, o la inclusión de sensores en los smartphones que sean capaces de captar y reconocer el olor a quemado o, tremendamente útil, cuándo un alimento ha comenzado a descomponerse y sería peligroso comerlo.

Estas predicciones no tienen por qué convertirse en realidad, pero simplemente ver por dónde camina la mente humana y con qué ideas trabajan empresas tecnológicas de la envergadura de IBM me parece tremendamente interesante. Así que os animo a ver los vídeos. Y si tenéis curiosidad por ver qué ha sido de estas 5in5 en años anteriores, también lo podéis consultar. En 2006 predijeron a 5 años la traducción simultánea en tiempo real y en 2007 ideas como que nuestros teléfonos móviles harían el papel de monedero, gestiones bancarias... 

¿Cómo evolucionarán los blogs de cocina durante los próximos 5 años? 

Y ya centrándome en lo que toca, os voy a poner una receta que no es mía sino de mi amiga Eli. Nos conocimos en la Expo de Zaragoza haciendo un voluntariado y hemos seguido en contacto después, aunque ahora hace bastante que no nos vemos. El otro día colgó en facebook la foto de esta receta y,¡ qué pinta! No pude resistirme a pedirle la receta. Con su consentimiento la comparto con vosotros :D ¡¡Tanto foto como texto son suyos!! Mmmm. Ya le he sugerido quedar pronto para probar de primera mano su bizcocho.



INGREDIENTES:
- Tres huevos.
- Medio vaso de aceite.
- 200 gr. azúcar.
- 250 gr. harina.
- 1 yogur de limón 
- Peladura rallada de un limón.
- Medio sobre de levadura royal u otra.
- Un recipiente
- Mantequilla.
- Unas onzas de chocolate (30 gramos)










¿CÓMO SE HACE?
1º Separamos las claras de las yemas. Ponemos las claras en un bol grande y las batimos llevándolas a punto de nieve, así nos quedará el bizcocho más esponjoso al final. (Guardamos las yemas en otro recipiente).
2º A continuación vertemos el azúcar en dos veces y lo removemos.
3º Ahora añadimos el yogur y la ralladura y lo removemos también.
4º Agregamos las yemas del huevo del otro recipiente que previamente tenemos que batir un poco y lo añadimos al resto de la mezcla y volvemos a remover. Añadimos ahora también el aceite y lo movemos.
5º Ahora vamos echando la harina tamizada en tres veces a la masa que hemos hecho hasta ahora y por último la levadura.
6º En un molde de aluminio o de silicona untamos mantequilla para que no se nos pegue y agregamos la mezcla. Mientras unto la mantequilla enchufo el horno para que se vaya precalentando a 250º colocando la bandeja en la parte de abajo e indicando que se caliente tanto arriba como abajo. También aprovecho para derretir el chocolate en el microondas un minuto más o menos.
7º Ahora introducimos el molde de aluminio al horno y bajamos la temperatura a 200ºC. Lo dejamos unos 15-20 minutos que se vaya haciendo (vamos mirando de vez en cuando introduciendo un palito de madera para ver si se ha hecho). ¿Cómo sabemos cuando se ha hecho? Cuando el palito de madera salga seco, es decir, sin que se haya quedado pegada masa en él.
8º Cuando esté hecha la masa, en los últimos 5 minutos cuando ya parece masa de bizcocho le añado el chocolate por encima, lo que hago yo es subir la bandeja un poco más arriba en este momento por si no se ha dorado mucho para que se dore la parte de arriba también y para que termine de subir un poquito más la levadura si puede.
9º Luego apago el horno lo dejo reposar dentro un poco y para no quemarme al sacarlo claro jejej. Lo sacáis y desmoldais.

Y ya está listo para comer!!!! Espero que lo hagáis y que os guste!!!! Está buenísimo!!!!!